Ampliación del permiso de paternidad

 

Vaya, por fin. Se amplía el permiso de paternidad a cuatro semanas. Ya era hora. Desde 2009 que llevaban con ello… Ya está bien. Supongo que era una ley (o lo que sea, me da igual), muy difícil de modificar. Tanto, que han estado 8 años cambiándola.

A partir del uno de enero, todos los papás tendrán sus cuatro semanas. Dos semanas más para disfrutar de los primeros días de vida de su hijo. Es algo que agradecerán también las mamás. Porque quedarse sola, sobre todo si es tu primer hijo, seguro que da bastante miedo.

Yo no tuve esa suerte. En mis trece días de permiso por nuestra primera hija, apenas tuve tiempo para ayudar un poco a mamá a que se acostumbrara a nuestra nueva vida. Poco más. Se acabó y a volver a trabajar. Y ahí se quedó. Sola. Con una vida a su cargo. Con los mellizos el permiso fue un poco más largo, 24 días, pero insuficiente también. Pasar de uno a tres cambia la vida demasiado como para acostumbrarse en tan poco tiempo.

Si hubiera tenido dos semanas más, me habría dado tiempo a hacer muchas cosas. Habría tenido 14 noches más para estar yo pendiente si se despertaban. Con los mellizos, habría cambiado unos 40 pañales y habría dado unos 30 biberones más. Pero sobre todo, mamá habría tenido más tiempo para que quedarse sola no fuera tan difícil.
Yo no se de quien ha dependido que esto no se haya hecho antes. Ni si tiene hijos o no. Ni si los ha tenido en estos 8 años. Pero esto ha ido en contra de todos. Bueno, de casi todos. Los beneficiados por el retraso han sido los de siempre.

Y resulta que a los políticos se les llena la boca cuando hablan de igualdad. De paridad. Hasta tenemos una ley que obliga a que haya casi (mínimo el 40%) el mismo numero de candidatos de cada sexo en las listas electorales. Esto es igualdad, parece ser. En cambio, cuando un hijo nace, cargamos casi con toda la responsabilidad a las mujeres. Porque tener un permiso de 16 semanas frente a uno de 4 no es un privilegio para ellas. Es más una carga. Y si no, que se lo pregunten a cualquier mamá el primer día que se queda en casa “sola”.
Supongo que con este aumento se cierra, por parte de quien tiene capacidad de decidir, cualquier debate sobre esto. Lamentable. Llega tarde y sigue siendo insuficiente.

 

PD: como siempre, si te ha gustado lo que acabas de leer, o el blog en general, más abajo Dedo índice blanco hacia abajopuedes compartirlo en redes sociales o seguirnos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s